in

Cambio de hora: este 4 de septiembre comenzará el “horario de verano”

Mañanas más oscuras y tardes luminosas traerá consigo un nuevo cambio de horario en nuestro país, a excepción de la Región de Magallanes y la Antártica chilena. Este 4 de septiembre nuevamente los relojes deberán adelantarse 60 minutos, lo que provoca la sensación de tener una hora menos de sueño, por lo que te entregamos 6 recomendaciones para adaptarse y preparar el organismo a este ajuste.

  1. Anticipar las rutinas habituales: un buen consejo es adelantar periódicamente en 15 minutos diarios la hora de acostarse y levantarse, con el fin de ir adaptando nuestro organismo al ajuste horario.
  2. Generar un hábito constante: con el fin de indicar al cuerpo que es momento de ir a dormir: cerrar cortinas, lavarse los dientes, ducharse, etc.
  3. Si es necesario, siesta corta y refrescante: de no más de 20 a 25 minutos, para que tengan un efecto reactivador y no afecten el sueño nocturno.
  4. Reducir el consumo de bebidas estimulantes: como el café y alcohol en las últimas 5 horas antes de acostarse y durante los días previos al cambio de hora.
  5. Retomar el ejercicio: aprovechando que los días volverán paulatinamente a ser más largos. Idealmente en la mañana si es una actividad que involucra mucho esfuerzo físico. Para la tarde o noche son recomendables disciplinas de bajo impacto como yoga o meditación.
  6. Ojo con la ropa de cama: ya que las noches aún son heladas. Debemos evitar sentir mucho frío o calor mientras dormimos, ya que esto genera despertares nocturnos e interrupciones del sueño.

Trabajadores/as del SENAME hacen llamado a movilización

OS7 de carabineros incautó más de 8 kilos de marihuana en el Km 869 de la Ruta 5 Sur